miércoles, 26 de enero de 2011

Reparar las puntas abiertas

Si tienes el pelo largo, y a lo mejor encima un poco seco, es probable que las puntas abiertas te traigan por la calle de la amargura. Hay algunas soluciones para mantener tu cabello cuidado e hidratado. Pero como siempre y en todo ¡hay que ser constante!.

Una manera de hidratarlo es aplicar sobre las puntas antes de lavarte el pelo un poco de aceite de oliva tibio. Ponte el gorro de ducha y déjalo actúar unos 30 minutos. Después lávate, y acláralo bien.

Un consejo por experiencia personal. Échate el aceite solo en las puntas y no te pases con la cantidad, porque una vez yo leí que era bueno, me lo eché por todo el pelo a lo bruto y por más que lavé, me quedó el pelo graso 3 días.

Evita todo lo que puedas el secador. Y si no puedes prescindir de él, aplícate un sérum reparador de puntas antes de usarlo. Un buen sérum, por ejemplo, es este “absolute repair de L’ Oréal”.

Y…lo de siempre. Los milagros no existen, y las puntas hay que cortarlas. Cada seis u ocho semanas es la frecuencia perfecta para tenerlas bien cuidadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada