viernes, 14 de enero de 2011

Trucos para dejar de fumar

Con la llegada del nuevo año, con las nuevas leyes contra el tabaco y demás, hace que mucha gente se plantee dejar de fumar definitivamente. Aunque serán muchos los que se lo propongan, será un reducido porcentaje el que realmente no volverá a sostener un cigarrillo en la mano, hoy os explicamos algunos trucos y consejos para dejar de fumar.

Vamos a dejar de fumar:

Una vez escuché un chiste muy bueno que decía:  Dejar de fumar es muy facil; yo la lo he dejado 10 veces. El problema de proponerse dejar de fumar, viene cuando la persona corta con el el tabaco de forma radical.

Habrá gente a la que le funcione este método, pero si hemos acostumbrado a nuestro organismo a recibir una dosis de nicotina diaria durante años, si queremos evitar tener el “mono“, necesitamos dejar de fumar gradualmente y con un método que realmente funcione.

Hoy no voy a describir los efectos perjudiciales del tabaco, simplemente os dejaré el dato de que es el principal desencadenante del cáncer de pulmón, y que este cáncer, es uno de los que más muertes causan.

El primer paso:
El primer paso es proponérselo con decisión, dejar claro que nuestra salud está por encima de un simple vicio que no me va ha traer nada bueno, informar a todos los amigos y familiares de que “voy a dejar de fumar”.

Hasta ahora, el tabaco ha pasado a ser parte de tu vida, y deshacernos de el, deberá ser un trabajo gradual, es decir: dejarlo poco a poco, reduciendo cada semana los cigarrillos que fumamos a diario.

Escribe en un papel:
  • Porqué empezaste a fumar.
  • Que te proporciona el tabaco.
  • Que beneficios de salud y económicos te traerá el dejar de fumar.
  • Como crees que puedes dejar de fumar.
Recuerda:
No eres el único que sufre las consecuencias del tabaco, todos los que te rodean, se ven perjudicados aunque no sean fumadores activos. (No creas que lo haces solo por ti)

Empecemos:
Si eres de los que empiezan el día fumando, deberás saber que ese primer cigarro es el desencadenante para que a media mañana, el cuerpo te pida otro y así sucesivamente durante el día. Empezaremos cortando con ese cigarrillo mañanero.  Eliminándolo, eliminaremos también la costumbre que hasta ahora teníamos de empezar el día con veneno en el cuerpo. Para ello necesitaremos distraernos con otras cosas:
  • Llévate un libro.
  • Ves en transporte público, (ahí no te permitirán fumar)
  • Intenta hacer respiraciones profundas desde por la mañana para relajarte, de ese modo calmaras el ansia de ese primer cigarrillo.
  • Compra tus caramelos favoritos: Durante los primeros días, concédete el capricho de comprarte tus caramelos favoritos, lleva siempre un puñadito en el bolsillo, y comete uno cada vez que te apetezca un cigarro, inmediatamente mientras te lo comes, ponte a hacer algo distinto para olvidarte.
La primera semana, es aconsejable reducir el consumo de tabaco en un aproximadamente un 33%, es decir, que si fumamos 10 cigarrillos diarios, pasar a fumar 7 aproximadamente.(Los cigarros de la mañana y de la noche son los que debemos de cortar radicalmente la primera semana)

La segunda semana,  es aconsejable bajar otro poco más, si actualmente fumamos 7 cigarrillos, pasar a fumar 4 o 5 cigarrillos diarios.

Poco a poco, vamos acostumbrando a nuestro cuerpo a que no necesita tanta nicotina.

La tercera semana fumaremos dos o tres cigarrillos diarios siempre evitando el de por la mañana y el de por la noche.

La cuarta semana ya estaremos preparados para dejar de fumar, o fumarnos 1 cigarrillo como mucho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada